El príncipe Enrique de Inglaterra voló con una compañía de bajo coste tras asistir el pasado sábado a la boda de su prima Zara Phillips en Edimburgo, informa hoy "The Daily Telegraph".

Aunque la compañía de "low cost", Easyjet, no ha querido confirmarlo, un invitado de la boda, el jugador de la selección inglesa de rugby Olly Barkley, lo reveló a través de Twitter.

"Agradable fin de semana y una boda para contársela a tus hijos. Enrique viajando en Easyjet fue el mejor momento", comentó el indiscreto pasajero sobre el viaje de Edimburgo a Londres del hijo del príncipe Carlos y la fallecida Diana de Gales.

La elección del hijo pequeño de Carlos de Inglaterra ha sorprendido ya que su tío Andrés, duque de York, es conocido como "Air Miles Andy" por su afición a viajar en jets privados y helicópteros.

El príncipe Andrés se gastó 50.814 libras (unos 58.000 euros) en 76 viajes al extranjero como embajador comercial del Reino Unido desde 2001 hasta marzo de este año y en un sólo viaje a Nueva York pagó 21.153 libras (unos 24.200 euros) por los pasajes de avión, a cargo de los contribuyentes británicos.

Tampoco es muy habitual ver en una compañía de bajo coste al padre de Enrique, el príncipe Carlos, que en 2007 fue duramente criticado cuando viajó en primera clase a Nueva York para recoger un premio por su defensa del medio ambiente, junto a 20 miembros de su equipo.