Ha conquistado los escenarios de Nueva York y sus actuaciones han sido celebradas por Liza Minelli, pero la actriz mexicana Bianca Marroquín reconoció que "estaba equivocada" al no haber incursionado antes en las telenovelas.

Marroquín, la primera mexicana en estelarizar un musical en Broadway, protagoniza "Esperanza del corazón", una producción de Luis de Llano para Televisa que marcó su debut actoral en la pantalla chica y le ha dado enseñanzas importantes desde su estreno reciente en México.

"La novela me ha permitido conectar con mi país de una manera que nunca había hecho, que no me lo permite el teatro en vivo", dijo la actriz el martes en una entrevista telefónica con The Associated Press.

"Tal vez en algún momento no le daba el tiempo. Decía: 'no, eso yo no', pero es una lección aprendida, estaba yo equivocada, hay que estar siempre abierta a otros proyectos", agregó.

En otra entrevista con AP Marroquín dijo en 2009 que: "si quisiera ser famosa hubiera tratado de entrar a hacer telenovelas", pero en el caso de "Esperanza del corazón" contó que le dio el sí a De Llano por la historia.

"Me encantó desde el momento que me la contó, se trata de una mujer guerrera, que es un poquito lo que yo he tratado de ser en mi vida, no era muy lejos de mi naturaleza".

La actriz de musicales como "Chicago" e "In the heights", señaló que está habituándose a "la nueva dinámica", pues es "totalmente ajeno a lo que yo estoy acostumbrada".

"Es un reto enorme, es muy dramático, en el teatro yo tenía un desgaste físico, y acá es más desgaste emocional y mental (...) Sólo me va a hacer mejor persona y mejor actriz", dijo.

Marroquín había participado como juez de los programas televisivos de talentos "Mira quién baila" y "Pequeños Gigantes", pero aclara que: "No se me hacía tan descabellado porque era dentro de mi territorio".

En la historia, Marroquín da vida a Angela, una bailarina que debe luchar por salir adelante tras la muerte de su esposo y debe enfrentarse al desprecio de su suegra, encarnada por Lucía Méndez. Fuera de cámaras, Méndez le ha dado consejos valiosos de actuación.

"Lucía y yo hemos, desde el día uno, establecido una relación bien bonita (...) Desde el principio le dije que le tengo mucho respeto y mucha admiración, que estoy aquí para aprender de ella, que me lleve de la mano. No sabes cómo me ha ayudado", apuntó.

Marroquín, que también interpreta el tema musical del drama, señaló que aprovechará su incursión en las telenovelas para impulsar sus proyectos musicales.

"Sé que sí hay un plan de hacer un CD de la novela, todos los actores que son cantantes van a participar, va a ser algo muy ecléctico", dijo. "Ya hablamos de cierto tema mío que se llama: 'No pierdas fe en mí', vamos a meterlo ahí", agregó.

La actriz tampoco rechaza las posibilidades de lanzar su primer álbum y detalló que está en pláticas al respecto.

"También incluiría el tema de la telenovela y más canciones mías, canciones de comedia musical, y canciones mexicanas", dijo.