Los 2.375 trabajadores de la minera Escondida cumplen hoy 11 días en huelga en demanda de mejoras salariales y continuarán con el paro de forma indefinida hasta que la empresa les haga una oferta que ellos consideren aceptable, dijo a Efe Marcelo Tapia, representante de los empleados en paro.

"La paralización sigue indefinida, no hemos obtenido todavía ninguna solución al conflicto y tampoco hemos recibido ninguna oferta de la empresa", señaló Tapia.

Los huelguistas de minera Escondida, controlada en un 57,7 por ciento por la anglo-australiana BHP Billiton, solicitan un bono compensatorio de cinco millones de pesos (unos 10.750 dólares) por trabajador, mientras que la empresa ofreció al principio sólo la mitad de esa cifra.

Después, la compañía aumentó su oferta a 2,8 millones de pesos (algo más de 6.000 dólares) por trabajador, pero ello no evitó la huelga, que en principio se iba a realizar sólo durante 24 horas.

Ahora minera Escondida, situada a más de 3.000 metros de altura en la región de Antofagasta, a unos 1.500 kilómetros de Santiago, ha vuelto a rebajar su oferta a 2,65 millones de pesos (unos 5.800 dólares).

Los trabajadores reclaman también por la constante devaluación de un bono de producción , que hace menos de un año alcanzaba los 300.000 pesos (unos 645 dólares) y en la actualidad llega sólo a 90.000 pesos (unos 193 dólares) por trabajador.

Estos 11 días de huelga han supuesto para la empresa, que produce más de un millón de toneladas anuales de cobre, equivalentes al 6,8 por ciento del mineral rojo extraído a nivel mundial, dejar de producir 33.000 toneladas y pérdidas por 330 millones de dólares.

El pasado miércoles, los trabajadores de la mina Escondida presentaron una demanda en contra de la empresa por "prácticas antisindicales", ya que, según Tapia, los huelguistas fueron intimidados por la empresa y amenazados con ser despedidos mediante llamadas telefónicas a sus mujeres.

La Inspección del Trabajo de Antofagasta ha calificado la huelga de ilegal.

Por otra parte, el pasado sábado los trabajadores de la minera Collahuasi, tercer productor mundial de cobre, hicieron un paro de 24 horas convocado por el sindicato para denunciar prácticas antisindicales y exigir una respuesta sobre diez demandas sociales, laborales y económicas.