El ministro de Defensa de Israel, Ehud Barak, aseguró hoy en la ONU que su Gobierno trabaja para encontrar una nueva "fórmula" que permita a los miembros del Cuarteto para Oriente Medio desbloquear las negociaciones entre israelíes y palestinos.

"Estamos tratando de encontrar una fórmula que permita a los miembros del Cuarteto ponerse de acuerdo para que se puedan reanudar las negociaciones", indicó Barak ante la prensa en la sede central de Naciones Unidas, donde hoy se reunió con el secretario general del organismo, Ban Ki-moon.

El ministro israelí señaló que pese a que no puede prometer que "vaya a ocurrir finalmente", las autoridades de su país hacen "todo lo posible" para encontrar un nuevo esquema que permita al Cuarteto (Estados Unidos, Rusia, la Unión Europea y la ONU) avanzar en el camino de las negociaciones.

"Estamos extremadamente interesados en el proceso de paz", aseguró Barak, quien insistió una vez más en que Israel espera encontrar "la manera de satisfacer las necesidades de todas las partes" en el marco del Cuarteto y ver pronto "cómo las negociaciones avanzan para alcanzar la paz".

El Cuarteto para Oriente Medio se reunió este mes en Washington, aunque no logró acordar las bases para hacer avanzar el proceso de paz entre israelíes y palestinos.

Barak aseguró que antes de que los líderes palestinos den pasos unilaterales -en referencia a su voluntad de que la ONU reconozca al Estado palestino-, preferiría que ambas partes reanudaran las negociaciones y caminaran "juntos hacia la paz".

El ministro israelí también se refirió a la llamada Flotilla de la Libertad y aseguró que espera que su Gobierno y Turquía, enfrentados por el incidente en el que murieron nueve activistas, sean capaces de alcanzar "un acuerdo que permita dejar el tema atrás".

El grupo de expertos al que la ONU encargó la elaboración de un informe sobre la intervención de Israel en 2010 contra la Flotilla de la Libertad con ayuda humanitaria a Gaza decidió la semana pasada aplazar hasta agosto la publicación de ese esperado documento mientras las autoridades israelíes y turcas siguen negociando.

"Espero que haya suficiente paciencia y sentido común entre las partes para encontrar una fórmula que nos permita vivir con los resultados (del informe de la ONU)", indicó el ministro de Defensa, quien recordó que a su modo de ver los únicos responsables del incidente de la flotilla es la ONG islámica turca IHH, quien la fletó.

En el ataque a la Flotilla de la Libertad a manos de las tropas de elite israelíes, en mayo de 2010, murieron nueve activistas y el hecho está rodeado de polémica a la espera de que se conozcan las conclusiones del grupo de expertos que analiza si la actuación de Israel se adecuó o no a la legalidad internacional.

"No se cuestiona a nivel internacional la legalidad al bloqueo sobre Gaza ni tampoco nuestro derecho a evitar que llegara la flotilla. Claro que lamentamos la pérdida de vidas humanas, ya que nunca pretendimos acabar con esas vidas, pero creo que la responsabilidad es de los organizadores violentos de la flotilla", añadió.