Al menos dos personas murieron hoy y varias resultaron heridas por disparos de las fuerzas de seguridad durante multitudinarias manifestaciones en distintos puntos de Siria, informaron grupos de la oposición.

Un manifestante perdió la vida tiroteado por agentes de los servicios de seguridad en la ciudad de Deir el Zor, en el este del país, reveló la red opositora Sham en Facebook.

La misma organización denunció que helicópteros militares disparan contra los manifestantes en Deir el Zor, donde unas 200.000 personas participan en un mitin en el centro.

Por su parte, los Comités de Coordinación Local en Siria indicaron que un hombre de 38 años fue asesinado a tiros en un puesto militar del barrio de Al Quseir, en la localidad central de Homs.

Asimismo, al menos tres civiles resultaron heridos y más de 150 han sido detenidos en una marcha celebrada en el barrio de Al Midan, en el centro de Damasco, informaron los Comités.

También, dos personas resultaron heridas en el barrio de Al Suhur, en la segunda ciudad del país, Alepo, en el norte.

Los Comités revelaron, además, que unas 2.000 mujeres participan en una marcha en la localidad de Kanaker, en la provincia de Rif Damasco, vecina a la capital.

Por su parte, la Coordinadora de la Revolución de la provincia Deraa aseguró que en el municipio de Al Mesaifera las fuerzas del régimen lanzan gases lacrimógenos y disparan para dispersar una manifestación.

Estas informaciones no han podido ser verificadas de forma independiente debido a las restricciones impuestas a los periodistas en Siria, donde son los grupos de la oposición quienes ofrecen detalles de las protestas en sus páginas de internet y en Facebook.

Desde mediados de marzo pasado, Siria es escenario de revueltas populares contra el régimen de Bachar al Asad que se han cobrado las vidas de más de 1.500 personas, según los opositores.