Un miembro confeso del otrora temible cártel de Medellín, que traficaba cocaína colombiana, fue condenado el jueves a más de tres años de prisión en Estados Unidos tras declararse culpable de cargos de conspiración para traficar drogas que se remontan a 1994.

El juez de distrito K. Michael Moore dijo que Sigifredo Maya, de 49 años de edad, y sus tres hermanos desempeñaron un papel decisivo en la creación de la red de distribución de cocaína del cártel de Medellín en la costa este de Estados Unidos. Bajo el liderazgo del capo del narcotráfico Pablo Escobar, la red envió varios miles de toneladas de drogas ilegales desde 1979, dijeron los fiscales.

"Esta fue una conspiración sustancial bajo cualquier definición", dijo Moore. "Entiendo que él no era el cabecilla del grupo, pero estaba involucrado en una amplia conspiración de cocaína".

Maya y sus tres hermanos fueron acusados en 1994, pero el caso fue archivado. Maya estaba viajando a principios de este año a México cuando fue detenido por autoridades panameñas que conocían los cargos. Maya voló a Miami — su abogado dijo que pagó por su tiquete — para enfrentar los cargos de los que no tenía conocimiento previo, y ha estado en custodia desde marzo.

Los otros tres hermanos Maya se encuentran prófugos y la DEA cree que están en Colombia.

El cártel de Medellín, conocido por sus asesinatos y métodos violentos, era responsable de la gran mayoría de la cocaína que ingresaba a Estados Unidos. Escobar, quien fue asesinado por la policía colombiana en 1993, era incluido regularmente por la revista Forbes como uno de los hombres más ricos del mundo durante la década de 1980.

De acuerdo con documentos judiciales, los hermanos Maya rendían cuentas directamente a Escobar y administraban cientos de distribuidores de cocaína y envíos de dinero en efectivo a lo largo de Estados Unidos.

_____

Curt Anderson está en Twitter como: http://twitter.com/Miamicurt