El gobierno federal suspendió una partida de apoyo a programas de seguridad pública en la violenta localidad fronteriza de Ciudad Juárez, debido a que las autoridades locales han incumplido algunas obligaciones como avanzar en la profesionalización de sus policías.

El secretariado ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) informó el jueves en un comunicado que el gobierno federal decidió suspender la entrega de 57 millones de pesos (unos 4,85 millones de dólares) de un subsidio que se tenía previsto darle al gobierno de Ciudad Juárez.

El organismo federal refirió que de 2008 al 2010 Ciudad Juárez sólo había capacitado a 6% ó 145 miembros de su policía con recursos de ese subsidio.

En ese periodo, además, "el municipio no reporta capacitación alguna de sus mandos policiales", señaló el SESNSP.

Ciudad Juárez, en la frontera con El Paso, Texas, ha sido la localidad más afectada por la violencia del crimen organizado y en los últimos años se anunció un proceso de depuración de su policía municipal ante la presencia de elementos vinculados con el narcotráfico.

"Es lamentable que la Federación no se solidarice con Ciudad Juárez en el grave problema de inseguridad y que tome la decisión de retirar los recursos del subsidio para la seguridad pública de este municipio", dijo el secretario del municipio, Héctor Arceluz.

El anuncio se da en medio de crecientes tensiones entre autoridades locales y federales, después de que policías federales dispararon el lunes contra el jefe policiaco local Julián Leyzaola durante una operación para controlar una riña en el penal local.

Arceluz también anunció que el gobierno de Juárez interpuso una denuncia contra elementos de la Policía Federal por tentativa de homicidio contra Leyzaola.