El argentino Juan Martín del Potro avanzó el miércoles por la noche a los cuartos de final en el torneo de Los Angeles, tras dar la batalla en el segundo set y vencer a James Blake por 6-4, 7-6 (3).

El segundo preclasificado y Blake intercambiaron los ocho últimos juegos del set, encaminándose a un tanto para el desempate. Del Potro tomó el control y ganó cuando el estadounidense no pudo responder a su servicio.

El argentino, campeón del torneo 2008, todavía está trabajando en su regreso después de haber sido operado de una muñeca el año pasado lo que provocó que hiciera una pausa en su temporada. Ahora ocupa el 19vo lugar del mundo después de caer hasta el sitio 484 en febrero.

"Pienso que todavía estoy un poco alejado de los 10 principales tenistas", dijo Del Potro. "Es un largo camino para llegar ahí. Estaba jugando realmente bien antes de lograr llegar aquí".

Previamente, el adolescente Ryan Harrison continuó con su buena racha, al vencer a su compatriota Michael Russell, por 6-3, 6-4, para colocarse en los cuartos de final del torneo.

El taiwanés Yen-Hsun Lu dio la campanada del día, al eliminar al chipriota Marcos Baghdatis (3er preclasificado), por 6-3, 6-4. En la siguiente ronda, se medirá a Harrison, quien busca llegar a las semifinales por segundo torneo consecutivo.

Harrison viene de una buena actuación en Atlanta, donde ganó tres encuentros antes de caer ante Mardy Fish. El triunfo del joven de 19 años sobre Russell fue su tercero en cuatro partidos.

Fish (1) jugará su primer encuentro el jueves, frente a Gilles Muller, luego de descansar en la primera ronda.

El letón Ernests Gulbis no tuvo problemas para eliminar a Daniel Kosakowski, por 6-2, 6-4, en su partido de la segunda ronda. En la siguiente etapa se medirá con Del Potro.

Harrison avanzó a los primeros 100 lugares del mundo por primera vez con su final de la semana pasada, mientras su continuo crecimiento ha hecho pensar a algunos observadores que podría asumir el título del siguiente gran tenista estadounidense.

"Es un privilegio que hablen así de uno. Me he colocado en una posición donde la gente incluso menciona mi nombre en la misma oración que Andre Agassi y Pete Sampras", agregó Harrison.

"No he logrado ni de cerca lo que ellos han hecho en sus carreras, y todavía tengo un largo camino que recorrer pero creo en mí mismo y sé que tengo la habilidad de lograrlo".