BUENOS AIRES, Argentina.- El argentino Sergio "Maravilla" Martínez (47-2-2, 26 ko), campeón emerito del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), le exigió al organismo que desconozca al mexicano Julio Cesar Chávez Junior (43-0-1, 30 ko) como monarca regular mediano si rehúsa confrontarlo en los primeros meses de 2012.

TOP 10: Lo mejor del boxeo y los mejores videos.

Martínez se había adueñado de ese cetro en el mismo escenario el 17 de abril de 2010, al vencer al estadounidense Kelly Pavlik por puntos. Sin embargo, la entidad con sede en Ciudad de Mexico lo distinguió como campeón emerito, su antigua corona quedó vacante y poco despues llegó a las manos del hijo del gran boxeador azteca.

"Tengo en mente noquear a Barker antes de seis rounds para quitarlo del medio y enfocarme plenamente en recuperar el título de los medianos. Me dijeron que Chávez tiene derecho a una defensa y luego, la obligatoria conmigo", apuntó el argentino.

"Su obligación es enfrentarse a los mejores, pero no estoy tan seguro de que (Julio Cesar Jr) quiera la pelea".

"Pero no le queda otro camino, tiene mucha presión por muchos lados, lo principal que puede vivir es la falta de credibilidad y si no pelea conmigo ¿quien le va a creer?, tiene que aceptar combatir conmigo", expresó el púgil.

Por lo pronto, el argentino está entrenándose para medirse con el invicto británico Darren Barker (23-0-0, 14 ko) el primero de octubre en el Boardwalk Hall de Atlantic City, por el cinturón de diamantes, pero ya piensa en "recuperar el título de los medianos".