La policía de Miami (Florida) investiga hoy una posible amenaza de bomba contra el consulado de Israel en esta ciudad, mientras varias calles adyacentes permanecen cerradas, informaron medios locales.

Artificieros de la policía se han desplazado hasta el edificio donde se halla localizado el consulado israelí, en Biscayne Boulevard, después de que la institución fuera alertada de que un hombre con un maletín profirió amenazas en ese lugar.

Un correo electrónico enviado por el administrador del edificio señala que la policía ha detenido ya al sospechoso, aunque la policía no ha confirmado este extremo.

Este fin de semana un hombre fue arrestado después de que entrara en un gimnasio de West Kendall, en Miami, y advirtiera a las personas que se encontraban en el interior de que llevaba una bomba en su coche.

Un equipo de artificieros de la policía se personó en el lugar de los hechos y cerraron la zona por varias horas hasta comprobar que se trataba de un falsa alarma.

Al detenido, German Guanchez, de 57 años, se le presentaron cargos en un tribunal de Miami, donde la jueza encargada del caso le preguntó si había recibido en alguna ocasión tratamiento por trastorno mental, algo que negó el acusado.