La tormenta tropical Dora se debilitaba el domingo en su desplazamiento por las aguas frías del Pacífico frente a México y posiblemente se convierta en depresión tropical, según los meteorólogos.

Dora mantiene vientos sostenidos de 65 kilómetros por hora (40 millas por hora), informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos, con sede en Miami.

El fenómeno climático se desplaza hacia el noroeste a 15 kph (nueve mph) frente a la costa occidental del estado de Baja California Sur. La tormenta se desacelera a medida que se debilita, de acuerdo con los pronósticos.

El centro de Dora se ubicaba a 241 kilómetros (150 millas) al suroeste de Cabo San Lázaro, México.