Los buzos encontraron hoy otros tres cadáveres en el barco de recreo "Bulgaria" hundido el pasado 10 de julio en el río Volga, con lo que asciende a 117 el número de personas ahogadas.

Dos cuerpos fueron encontrados en la cubierta y un tercero en la cabina de duchas, según el Ministerio de Situaciones de Emergencia, citado por las agencias rusas.

"Quedan nueve desaparecidos. Esperamos recuperarlos hoy en la cubierta inferior", aseguró Ígor Panshin, jefe de Emergencias en la región del Volga, el río más caudaloso de Europa.

Según los datos oficiales, 201 personas, entre tripulantes y pasajeros, viajaban en el "Bulgaria", que se hundió en apenas unos minutos a casi tres kilómetros de la costa.

Únicamente, 79 personas pudieron ser rescatadas en medio de la tormenta y el fuerte oleaje que arreciaban en este tramo del Volga en el día de la tragedia.

Los equipos de salvamento pudieron reanudar hoy la búsqueda de cadáveres después de que la embarcación fuera trasladada el sábado a una ensenada cerca de la costa.

Las autoridades decidieron no reflotar el barco en el lugar donde naufragó en la república de Tatarstán debido a la inestabilidad de lecho fluvial que impedía enderezar la quilla del "Bulgaria".

El viceministro de Transporte ruso, Victor Olerski, aseguró hoy que el barco será izado y desguazado cuando se de por terminada la búsqueda de los desaparecidos.

El naufragio del "Bulgaria", un barco de doble cubierta y mas de 70 metros de eslora construido en Checoslovaquia en 1955, ha sido el accidente fluvial más grave en Rusia en casi treinta años.