El presidente venezolano Hugo Chávez comunicó el viernes que recibió un primer ciclo de quimioterapia de varios que necesitará y a pesar del tratamiento suministrado y su permanencia en Cuba, aseguró que se encontraba tratando asuntos de estado con miembros de su gabinete.

El mandatario se dirigió al público por primera vez desde que viajó el sábado a la isla caribeña para seguir con su tratamiento, en un contacto telefónico transmitido por la televisión oficial durante el cual reiteró que buscará la reelección en el 2012.

"He cumplido con el primer ciclo del tratamiento de quimioterapia al que he sido sometido en estos últimos días. Este ciclo terminó, debo decirles, de manera exitosa", dijo en el contacto con su vicepresidente, Elías Jaua, quien dirigía un acto con organizaciones comunales.

Chávez se refirió al tratamiento como un bombardeo, "es la bomba, contra el mal", dijo y comentó que quiso salir al paso a rumores sobre su salud.

"Antier estaba por ahí escribiendo alguien, poniéndome hasta 4 meses de vida. Bueno, allá los que tengan esos malos deseos. Ojalá no se les devuelvan a ellos. Nosotros viviremos. Yo viviré se los prometo y venceremos. Y vamos rumbo a la gran victoria del 2012 y rumbo al nuevo período de gobierno 2013-2019", indicó.

Chávez dijo que estaba "en mesa de trabajo revisando los horizontes estratégicos del petróleo" con la directiva de la estatal Petróleos de Venezuela S.A. (PDVSA) y los ministros de Energía, Rafael Ramírez, y de Ciencia, Tecnología e Industrias Intermedias, Ricardo Menéndez, además del canciller, Nicolás Maduro.

El mandatario celebró que la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) haya reconocido días atrás que Venezuela superó a Arabia Saudita como el país con las mayores reservas de crudo.

"Estamos aquí en reunión, el tiempo no es mucho y me toca caminata ahorita", comentó Chávez y más tarde dijo que debía interrumpir porque le tocaba almorzar una sopa.

El mandatario no ha dado detalles sobre el tipo de cáncer que padece, pero dijo en su discurso que contaba con "la voluntad de vivir que ha brotado como un volcán desde mis entrañas y con toda esta atención médica que agradezco tanto... el ánimo mío es insuperable ahorita".

"Estamos preparándonos para un segundo ciclo (de quimioterapia), son varios de esta batalla para derrotar definitivamente y eliminar cualquier riesgo de presencia de células malignas en este cuerpo que va a cumplir ya 57 años el próximo 28 de julio", agregó en el enlace desde La Habana.

En su alocución, Chávez precisó que ahora pesa 86 kilos, que hay "un gran batallón" de médicos y enfermeros cubanos y venezolanos que lo atienden y que cumple rutinas de ejercicios y rehabilitación.

No aclaró cuánta quimioterapia necesitará ni la fecha de su regreso a Venezuela.

Mientras permanece en la isla, el mandatario mantiene su presencia con mensajes a través de la red social Twitter. En casi cincuenta comunicaciones desde su cuenta, y ha informado la aprobación de fondos para un proyecto de recolección de basura en Caracas, elogió los planes para un nuevo parque capitalino y aplaudió el desempeño del equipo nacional de fútbol. Chávez cuenta con más de 1,8 millones de seguidores.

Una de las principales encuestadoras venezolanas dijo en Caracas que la enfermedad de Chávez no había afectado su popularidad que en julio se mantiene un 50%, con una leve disminución respecto al mes anterior cuando tenía un 52%.

El presidente de la encuestadora Datanálisis, Luis Vicente León, indicó que la encuesta abarcó 1.300 entrevistas y tiene un margen de error de 2,4 puntos porcentuales y se realizó en la última semana de junio, antes de que Chávez informara públicamente que padecía cáncer pero después de que el canciller dijera el 10 de junio que el mandatario estaba enfermo.

Chávez conoce bien la forma de elegir frases que se convierten en titulares, y ha utilizado Twitter para seguir siendo noticia en casa, incluso cuando no puede hacerlo a la vista de todos.

El jueves escribió mensajes quejándose de que a la selección de fútbol de Venezuela le anularon un gol en la semifinal de la Copa América frente a Paraguay, luego comentó una reunión con el presidente de Ecuador, Rafael Correa, el presidente cubano Raúl Castro y su hermano Fidel, de la que la página oficial Cubadebate publicó una foto.

El presidente venezolano fue operado en Cuba el 20 de junio para extraerle un tumor canceroso del área pélvica.

En medio de los escasos detalles que se conocen sobre la enfermedad, expertos médicos han sugerido que podría tratarse desde cáncer de recto, colon o tejidos blandos.

"La mayoría de los cáncer, y esto es casi siempre cierto, se van a quimioterapia tras la cirugía para prevenir recurrencia, tiende a ser por entre cuatro y seis meses", dijo a la Associated Press el doctor Michael Pishvaian, especialista en cáncer en el Lombardi Comprehensive Cancer Center de la Universidad de Georgetown, quien no está involucrado en el caso del mandatario.

Algunos tratamientos de quimioterapia pueden ser bien tolerados, pero la respuesta depende de los pacientes.

__

El periodista Ian James de The Associated Press en Caracas contribuyó con este despacho.