Alemania efectuó el miércoles ceremonias en diversas partes de la nación para conmemorar el aniversario del fallido intento de asesinar al líder nazi Adolf Hitler en 1944.

El presidente del parlamento alemán depositó una corona de flores en la sede del Ministerio de Defensa, donde el líder del complot, el coronel Claus Graf Schenk von Stauffenberg y otros tres fueron ejecutados poco después de que fallara su plan para matar a Hitler con una bomba en un portafolios el 20 de julio.