La tormenta tropical Dora se aproximaba a la fuerza de huracán en el Océano Pacífico y seguía un trayecto que la mantenía sin tocar las costas de México.

El Centro Nacional de Huracanes en Miami informó que la tormenta estaba a 425 kilómetros (265 millas) al sur de Puerto Angel, México, y avanzaba en dirección oeste-noroeste a 24 kilómetros (15 millas) por hora, con vientos sostenidos de 110 kilómetros (70 millas) por hora.

Se pronostica que cobrara fuerza de huracán más tarde el mismo día para intensificarse el miércoles, con ráfagas superiores a 177 kilómetros (110 millas) por hora.

Por otro lado, en el Atlántico se anticipaba que la tormenta tropical Bret se debilitará mientras avanza hacia el noreste, alejándose de las Bahamas.

Los vientos sostenidos máximos de Bret eran de 85 kilómetros (505 millas) por hora, con su centro a 590 kilómetros (365 millas) al sur de Cape Hatteras, Carolina del Norte.