Los representantes de los dueños de la Liga Nacioal de Fútbol Americano (NFL) y del sindicato de jugadores confirmaron a través de un comunicado que las negociaciones para superar el actual cierre patronal van por buen camino y con avances.

La NFL y sus jugadores logran progresos en busca de un acuerdo laboral para volver a la actividad y salvar la temporada del 2011, en riesgo por el actual cierre patronal.

La tercera jornada consecutiva de conversaciones dejó las mejores sensaciones para ambas partes que al concluir el trabajo del viernes dieron a conocer un comunicado en el que reconocían los avances logrados.

"Las discusiones de esta semana han sido constructivas y se han realizado progresos en una gama amplia de asuntos", señala el comunicado.

Los grupos de trabajo relacionados con los asuntos legales y financieros de ambas partes continuarán trabajando el fin de semana.

El titular de la asociación de los jugadores de la NFL, DeMaurice Smith, declaró que conversará o se reunirá de nuevo con el comisionado de la NFL, Roger Goodell, en los dos próximos días.

Las partes tienen previsto dirigirse a Minneapolis a principios de la semana venidera para encontrarse con el mediador, el juez federal Arthur Boylan, y darle a conocer el estado de las negociaciones.

Después de cuatro meses del cierre patronal, los jugadores y los propietarios se disponen a analizar ahora otros asuntos como los contratos de los novatos y el tope salarial, de los que ya existe un acuerdo de principio, que alcanzaron la pasada noche.