La presidenta argentina, Cristina Fernández, volvió a cargar hoy contra las calificadoras de riesgo y consideró "curioso" que en la Unión Europea quieran "eliminar" a las agencias de "rating".

"Es curioso. Cuando nos calificaban a nosotros estaba todo bien, era maravilloso. Ahora cuando los califican a ellos, quieren eliminar a las calificadoras de riesgo, (una medida) que compartimos, pero nosotros lo habíamos dicho mucho tiempo antes", sostuvo la mandataria en un acto en la sede del Gobierno argentino.

La jefa de Estado se refirió a las "severísimas críticas de autoridades financieras de la Unión Europea" a las calificadoras Moody's, que rebajó este martes la calificación de riesgo de la deuda de Irlanda un escalón hasta el bono basura, y a Fitch, que redujo una vez más la calificación de la deuda soberana de Grecia, considerando que el impago de la deuda es una posibilidad real.

"(En Argentina) decían que teníamos que ser serios, como son en Europa o en Estados Unidos, y resulta que los serios quieren eliminar a los que miden los índices, cuando los índices no les convienen a ellos", ironizó Fernández.

"¿Hacen mal? No, actúan de acuerdo a los intereses de la comunidad que les interesa representar: a Europa. El problema son algunos giles (tontos) que tenemos entre nosotros que siguen queriendo representar intereses" diferentes a los del país, opinó.

La mandataria se manifestó en contra de las calificadoras de riesgo porque, según dijo, Argentina experimentó "en carne propia cuáles eran los criterios para medir el riesgo de un país".

"Pretender que el riesgo de un país para pagar una deuda de 350.000 millones de euros, como es el caso de Grecia, puede ser menor o igual que Argentina, que tiene una deuda refinanciada y potenciales económicos superiores, resulta realmente paradójico", postuló la presidenta.

Moody's anunció hoy que puso bajo revisión la deuda de Estados Unidos de cara a una posible revisión a la baja, ante la posibilidad de que no se alcance un acuerdo que eleve el límite de endeudamiento de este país.

De todas formas, las primas de riesgo de los países europeos más afectados por la llamada crisis de la deuda se relajaron hoy y los mercados de valores recuperaron posiciones, a la espera de los pasos que en los próximos días den los países de la zona euro.

El Ministerio irlandés de Finanzas calificó hoy de "decepcionante" la calificación de la agencia Moody's sobre su riesgo de deuda; mientras el Gobierno griego aseguró que la agencia Fitch no ha tenido en cuenta las más recientes decisiones sobre un nuevo rescate.