El ejército mexicano anunció el jueves la localización en el estado norteño de Baja California del mayor plantío de marihuana en la historia del país, con una superficie de 120 hectáreas.

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) informó en un comunicado que el plantío es casi el doble del que se consideraba el más grande, con 62 hectáreas y que se localizó en marzo del 2007 en el estado norteño de Sinaloa.

El nuevo hallazgo también es cuatro veces más grande a un sembradío de marihuana localizado en el estado norteño de Chihuahua en noviembre de 1984, conocido como "El Búfalo" y que fue considerado el primer gran plantío de marihuana del país.

La Sedena señaló que el hallazgo del sembradío de 120 hectáreas lo realizó el martes el personal militar.

El lugar se localiza en una zona desértica de Baja California a más de 250 kilómetros al sur de la frontera con Estados Unidos.

Imágenes de la zona cultivada muestran una amplia superficie de plantas de marihuana cubiertas por una malla oscura y que contaba con un sofisticado sistema de irrigación.

El general Alfonso Duarte, comandante de la segunda región militar, dijo a periodistas en Baja California que soldados que patrullaban por tierra localizaron el plantío, que debido a la malla era difícil de ser ubicado por vía aérea.

Refirió que en promedio las plantas tenían 1,5 metros de altura, aunque también algunas medían 40 centímetros y otras hasta 2,5 metros, aunque aseguró que ninguna estaba lista para ser cosechada.

Para regar las plantas se utilizaban pozos de agua, dijo.

Duarte aseguró que con este hallazgo se evitó la cosecha de cerca de 120 toneladas de marihuana, con un valor de más de 1.860 millones de pesos (unos 160 millones de dólares) y que habrían permitido producir unas 60 millones de dosis.

"Se estima que estaban trabajando un aproximado de 60 personas, mismos que al ver al personal militar emprendieron la huida", comentó el general, quien aclaró que no hubo detenidos.

En los últimos años ha habido un debate sobre qué tantos ingresos reciben los carteles mexicanos de la droga por el tráfico de marihuana respecto a otras drogas, aunque el descubrimiento sugiere que aún es un negocio a gran escala para esos grupos.

Duarte dijo que aún se desconoce a qué grupo del narcotráfico pertenecería la plantación.

Señaló que el plantío se destruirá mediante incineración una vez que las autoridades civiles conozcan del caso y realicen las diligencias necesarias.

En Baja California, fronterizo con Estados Unidos, ha operado por años el cartel de los hermanos Arellano Félix o de Tijuana, aunque también se ha reportado la presencia del Cartel de Sinaloa, encabezado por el barón de las drogas y el más buscado por las autoridades, Joaquín "El Chapo" Guzmán.

__

Contribuyó con esta nota la periodista de The Associated Press Mariana Martínez desde Tijuana, Baja California.