Una misión técnica de la Unión Europea (UE) explora la organización de los comicios presidenciales y parlamentarios en Nicaragua, en los que el mandatario del país, Daniel Ortega, se presentará a una polémica reelección, informó hoy una fuente diplomática.

El jefe de la delegación de la Comisión Europea (CE) para Centroamérica y Panamá, Mendel Goldstein, confirmó hoy la presencia en Nicaragua de esa misión "puramente técnica", por un período de 48 horas.

"Hacen una exploración para ver los preparativos aquí (en Nicaragua) para las elecciones, para informar a las autoridades de la Unión Europea", explicó el diplomático a periodistas.

La fuente no precisó cuántas personas integran esa misión técnica, ni quien la encabeza.

Además, Goldstein aclaró que la UE no puede enviar una misión de observación mientras el Consejo Supremo Electoral (CSE) de Nicaragua no emita un reglamento sobre ese tema.

El presidente del CSE, Roberto Rivas, ha dicho que publicarán un reglamento de "acompañamiento" el 16 de agosto próximo y que será bajo sus propias reglas "y no sobre imposiciones foráneas".

El embajador europeo dijo desconocer si la misión técnica que se encuentra en Nicaragua se reunirá con las autoridades electorales, pero que sí se reunirán con representantes del Gobierno y con dirigentes de los partidos de oposición.

A la UE, sostuvo Goldstein, le interesa "no solamente la observación" el día de las votaciones, sino la entrega de documentos de identidad válidos para el sufragio, la depuración del padrón electoral y todo lo relacionado con esos comicios.

"Así como interesa al país, a los ciudadanos (de Nicaragua), nos interesa a nosotros (Europa). Es normal", añadió.

En las próximas elecciones presidenciales, Ortega, que lidera todas las encuestas de intención de voto, buscará la reelección frente a una oposición fragmentada en cuatro frentes.

La oposición ha calificado de "golpe a la democracia" la candidatura de Ortega, quien logró optar por un segundo mandato consecutivo después de que magistrados sandinistas de la Corte Suprema de Justicia declararan inaplicable la norma constitucional que prohíbe la reelección inmediata.

Unos 3,3 millones de nicaragüenses están habilitados para elegir el 6 de noviembre a su presidente, vicepresidente, 90 diputados ante la Asamblea Nacional y 20 ante el Parlamento Centroamericano.