La prima de riesgo de España, el sobrecoste que los inversores exigen para comprar sus bonos en vez de los alemanes, alcanzaba a las 09.25 horas los 371 puntos básicos.

En ese momento el rendimiento del bono hispano a diez años superaba el 6,305 % y el del bono germano se reducía al 2,588 %.

El rendimiento del bono español no pasaba del 6,3 % desde el 29 de agosto de 1997.

También el riesgo país de otros estados periféricos de la zona del euro evolucionaba al alza, de modo que el de Italia alcanzaba los 331 puntos, al tiempo que la rentabilidad de su bono superaba el 5,9 %.

En cuanto a las primas de riesgo de otros países periféricos de la zona del euro, la de Grecia subía hasta 1.388 puntos básicos, la de Irlanda alcanzaba 1.047 y la de Portugal, 1.007. EFE