Las autoridades egipcias detuvieron hoy al exministro de Agricultura Yusuf Wali, acusado de corrupción en negocios ligados con un empresario egipcio arrestado en España y de importar insecticidas nocivos para la salud.

Wali, que ocupó también el cargo de viceprimer ministro, fue arrestado en su vivienda del barrio de Al Aguza, en El Cairo, poco después de que el magistrado Ahmed Idris ordenara su detención, según la agencia de noticias estatal MENA.

El exministro está acusado de vender en el año 2000 ilegalmente y a un precio inferior al del mercado 38 hectáreas de la isla de Al Temsah (El Cocodrilo, en árabe) al empresario egipcio-español Husein Salem, detenido en España el pasado junio por delitos de corrupción.

Este negocio provocó al Estado egipcio, según MENA, unas pérdidas cercanas a los 200 millones de libras egipcias (unos 33 millones de dólares).

Las investigaciones revelaron que esta isla, situada en la provincia de Luxor, es una reserva natural, en base a una resolución ministerial del año 1996, y por tanto estaba prohibida su venta.

Además, Wali, que fue titular de Agricultura hasta el 2004, está acusado de importar insecticidas sospechosos de causar cáncer.

Desde el fin de la revolución que estalló el pasado 25 de enero, han sido detenidos decenas de exaltos cargos del régimen de Hosni Mubarak.