Un intelectual cubano que publicó artículos sobre los peligros de la corrupción y su impacto en la revolución por los que había sido separado del Partido Comunista fue reincorporado a la organización.

El ensayista y académico Esteban Morales informó a través de su página personal de internet que fue convocado a una reunión la semana pasada por parte de la "Comisión de Apelaciones del Comité Central" del partido para informarle sobre la revocación de la medida en su contra.

"En dicha reunión se me comunicó la decisión de dejar sin efecto la sanción de separación... reintegrarme el carnet del partido y con él la militancia plena", expresó en un mensaje a sus lectores y amigos.

Morales, reconocido por su trabajo en temáticas como racismo y relaciones con Estados Unidos, publicó en abril de 2010 un artículo en la página de la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) con una fuerte crítica al sistema.

La corrupción, dijo Morales, "es mucho más peligrosa que la llamada disidencia interna. Esta última aún se encuentra aislada: carece de programa alternativo, no tiene líderes reales, no tiene masa. Pero la corrupción resulta ser la verdadera contrarrevolución", expresó Morales en su polémico artículo que fue retirado rápidamente de la UNEAC, vinculada al gobierno de la isla y al Partido Comunista de Cuba (PCC).

Morales lamentó que en la isla se produjeran tanto casos de desvío de recursos en pequeña escala como escándalos millonarios de corrupción en altos niveles del gobierno, e incluso mencionó algunos que eran secretos a voces entonces pero de los que no se tenía confirmación oficial.

A lo largo de los meses siguientes las autoridades informaron del enjuiciamiento y condena de decenas de ciudadanos cubanos --incluso un ex ministro-- y al menos tres empresarios extranjeros cuyas firmas falsificaron documentos, estafaron al Estado, evadieron al fisco y hasta lavaron dinero del narcotráfico.

Tras su artículo de abril de 2010, Morales escribió otro en julio del mismo año --publicado en su blog personal y replicado por la página de la internet Kaosenlared.net-- reconociendo que había sido sancionado por sus palabras con la expulsión del Partido Comunista y defendiendo el derecho de los militantes a expresar sus críticas al sistema de la isla.

Académico del Centro de Estudios sobre Estados Unidos y reconocido por su participación como columnista en medios de prensa oficiales, incluso la televisión cubana, Morales apeló la sanción partidaria mientras algunos de sus compañeros hicieron público el rechazo a la medida disciplinaria.

El propio presidente Raúl Castro --primer secretario del PCC-- hizo en abril de 2011 un llamado a los militantes partidarios a no callarse ante las falencias de la revolución ni temerle a las críticas.

Morales aprovechó ahora su mensaje sobre su reincorporación al PCC para agradecer "las numerosas muestras de apoyo y afecto recibidas" en los "días difíciles, pero de un inmenso aprendizaje".