La competición del XII Campeonato del Mundo de Parapente, que desde el pasado domingo se disputa en Piedrahíta (Ávila), ha quedado suspendida hoy por la jornada de luto decretada por la organización después de la muerte ayer de dos participantes en sendos accidentes.

En el Mundial participan 148 pilotos de 50 países, entre ellos los dos fallecidos, uno de ellos argentino y el otro chileno.

La suspensión de la competición ha sido comunicada a Efe por el alcalde de esta localidad de 2.100 habitantes, Federico Martín, quien ha apuntado que esta tarde todas las partes -organización, pilotos y Federación Aérea Internacional (FAI)- decidirán si el campeonato continúa hasta el próximo 16 de julio o se suspende.

Los dos accidentes en los que fallecieron el argentino Francisco Vargas, de 50 años, y del chileno Eitel Von Muhlenbroc, de 44, ha hecho que esta mañana hayan tenido lugar varias reuniones, una de ellas entre la organización, el jefe de pilotos y la FAI.

De estas reuniones aún no ha salido una decisión en firme sobre la continuidad o no de una competición suspendida por un día en señal de luto, sumándose así a la decisión adoptada ayer por el Consistorio piedrahitense, que decretó dos días de luto en esta localidad situada en la vertiente norte de la Sierra de Gredos.

Asimismo, el alcalde ha situado en el balcón del Ayuntamiento y junto al resto de banderas, las de Argentina y Chile, todas ellas ondeando a media asta, en recuerdo de los dos pilotos fallecidos.

A raíz de lo sucedido, la organización ha abierto una investigación en la que participan los responsables de seguridad de la Federación Internacional y la Policía Local, para determinar las causas de ambos siniestros.

Los cuerpos de ambos deportistas fueron trasladados ayer al Instituto Anatómico Forense de Ávila, donde estaba previsto que esta mañana les fuera realizada la autopsia, para posteriormente repatriarlos a sus respectivos países.

Según Martín, los trámites se están realizando de una forma ágil, de manera que el retorno de los cadáveres a Argentina y Chile pueda producirse en algún caso esta misma tarde.

Francisco Vargas falleció en torno a las 14.00 horas en el municipio de Navaescurial, tras impactar contra la ladera desde la que despegan los pilotos en el puerto de Peñanegra, a escasos metros del punto inicial del que parten todos los deportistas.

Su compañero Eitel Von Muhlenbroc perdió el control de su parapente y se estrelló en torno a las 16.00 horas en una zona situada a menos de 20 kilómetros de la capital abulense, entre los municipios de Salobral, Muñopepe y Muñana.

Para el alcalde de Piedrahíta y presidente del comité organizador, ambos siniestros han supuesto un "palo muy fuerte" y han dejado "desolados" a pilotos y todos los implicados en la organización de este evento.

Estos dos accidentes se produjeron durante la manga de competición correspondiente al segundo día del campeonato, pero no fueron los únicos, ya que según los organizadores tuvieron lugar otros tres "incidentes menores" en los que los pilotos hicieron uso de sus paracaídas de emergencia y aterrizaron sin consecuencias.