El brote de "Clostridium difficile", que ya ha matado a 16 personas en el sur de Canadá en las últimas semanas, se agravó hoy al confirmarse que un cuarto hospital está afectado por la infección.

El Hotel Die Shaver, situado en el sur de la provincia de Ontario, cerca de la frontera con Estados Unidos, confirmó que seis de sus pacientes han contraído "Clostridium difficile" en las últimas semanas.

Hotel Die Shaver es un centro de rehabilitación con 134 camas y unos 400 empleados situado en la localidad de St. Catherines, en la región de Niagara.

El lunes tres hospitales de la misma región revelaron que 16 personas han fallecido en sus instalaciones en las dos últimas semanas como consecuencia de un brote de "Clostridium difficile", una infección que normalmente causa diarrea, pero que en pacientes de avanzada edad o con enfermedades graves puede causar la muerte.

Hotel Die Shaver dijo, a través de un comunicado, que desde hace un mes se han mantenido en estado de alerta elevada ante la posibilidad de que se produjese un brote de la infección en sus instalaciones.

La lentitud de las autoridades sanitarias regionales en informar públicamente sobre la existencia de un brote infeccioso en los hospitales de Niagara provocó que ayer varias decenas de personas se manifestasen para protestar por la situación.

En los últimos años Canadá ha sido uno de los países más afectados por algunos de los peores brotes infecciosos.

En 2003, 44 personas murieron en Toronto como consecuencia de la aparición de un brote del Síndrome Respiratorio Agudo y Grave (SRAG), también conocido como neumonía atípica, una enfermedad que apareció inicialmente en China.

Un año después, las autoridades canadienses se vieron obligadas a sacrificar millones de aves de corral para evitar la propagación de la gripe aviar, que llegó a infectar a dos personas en el país.

En 2008 un informe sobre infecciones hospitalarias señaló que en 2006 unos 2.300 canadienses murieron tras resultar infectados con "Staphylococcus aureus" (MRSA), una bacteria resistente a los antibióticos.