La ciudad surcoreana de Pyeongchang fue elegida como sede de los Juegos Olímpicos de Invierno 2018 después de haber fracasado en dos intentos anteriores.

Pyeongchang derrotó a las otras aspirantes Munich y Annecy (Francia) en la primera rueda de una votación secreta del Comité Olímpico Internacional.

Los coreanos habían perdido por escaso margen para los juegos del 2010 y 2014.

Pyeongchang será la primera ciudad en Asia fuera de Japón en organizar los juegos de invierno. Japón lo hizo en Sapporo (1972) y Nagano (1998).

Los delegados coreanos vivaron entusiasmados cuando el presidente del COI, Jacques Rogge, abrió un sobre sellado y leyó: "El Comité Olímpico Internacional tiene el honor de anunciar que los 23 Juegos de Invierno en 2018 son otorgados a la ciudad de Pyeongchang".

Se requería una mayoría para la victoria. Pyeongchang recibió 63 de los 95 votos, Munich 25 y Annecy 7.

Es la primera vez que la votación para una sede olímpica con más de dos finalistas se decide en la primera rueda desde 1995, cuando Salt Lake City derrotó a otras tres ciudades para ganar los juegos de invierno del 2002.

De no haberse logrado mayoría en la primera rueda, la ciudad con menos votos habría sido eliminada y las dos ciudades restantes habrían pasado a una segunda y definitiva votación.

Los surcoreanos habían logrado mayoría de votos en las primeras ruedas en las votaciones para 2010 y 2014 pero después perdieron ante Vancouver y Sochi.

"Los coreanos habían esperado diez años para organizar los juegos de invierno", dijo el titular del comité de candidatura, Cho Yang-ho, a la Associated Press. "Ahora finalmente hemos concretado nuestro sueño".

Los delegados de Pyeongchang celebraron entusiasmados la elección, con cánticos y banderines. El presidente surcoreano Lee Myung-bak estrechó la mano del campeón olímpico de patinaje artístico, Kim Yu-na, quien no pudo contener las lágrimas.

"Me faltan las palabras ahora", dijo Kim a la AP. "Ahora no puedo decir nada. Estoy muy entusiasmado. Será muy bueno competir en mi propio país".

Pyeongchang, cuyo lema es "Nuevos horizontes", hizo campaña argumentando que merecía ganar en su tercer intento, que llevaría las olimpíadas a un lucrativo mercado nuevo en Asia, y que se convertiría en un centro regional para deportes de invierno.

La victoria coreana siguió la tendencia de las recientes votaciones del COI cuando otorgó los juegos de invierno a Rusia (Sochi) por primera vez para el 2014 y su primera olimpíada a Sudamérica con los juegos de verano del 2016 para Río de Janeiro.