El gobierno de la presidenta Dilma Rousseff sufrió el miércoles su segunda baja en seis meses de mandato, cuando el ministro de Transportes, Alfredo Nascimento, dejó el cargo en medio de un escándalo de denuncias de sobornos y sobrefacturamiento de obras en la dependencia.

El Ministerio de Transportes informó en un comunicado que Nascimento entregó a Rousseff su carta de renuncia con carácter irrevocable.

"Con la determinación de colaborar espontáneamente con el esclarecimiento cabal de las sospechas levantadas en torno a la actuación del Ministerio de Transportes, Alfredo Nascimento también decidió enviar una solicitud a la Procuraduría General (fiscalía) pidiendo la apertura de una investigación y autorizando la apertura de sus cuentas bancarias", señaló el comunicado de la dependencia.

Su salida se produjo dos días después de que la presidencia emitió una nota de apoyo al ministro saliente, aunque ese respaldo estaba condicionado a que aclarara las acusaciones contra la cartera que dirigía.

La situación de Nascimento se complicó el sábado cuando la revista Veja publicó una información en la que reveló un esquema de sobrefacturamiento en obras a cargo del ministerio y de cobro de sobornos para asignar los proyectos a determinadas empresas.

Tal información condujo a la destitución inmediata de cuatro altos funcionarios del ministerio, mientras que la oposición en el Congreso pidió la convocación de Nascimento para que explicara la información.

El Ministerio de Transportes es responsable de la mayor parte de las obras contempladas en el Plan de Aceleración del Crecimiento, un conjunto de proyectos de infraestructura valorado en 313.000 millones de dólares.

Nascimento se convirtió así en el segundo ministro en dejar el gobierno de Rousseff, luego de que en junio el secretario general del gobierno, Antonio Palocci, salió presionado por versiones de prensa de que había multiplicado su fortuna en los cuatro años previos a asumir en el 2010 el cargo en el gabinete, durante los cuales se desempeñaba como diputado.

El comunicado del Ministerio de Transportes indicó que Nascimento volverá a ocupar su escaño en el Senado, que dejó para integrar el gabinete de gobierno, y asumirá la presidencia de su Partido de la República.