NUEVA YORK, EEUU.- Un medico canadiense relacionado con múltiples estrellas del deporte se declaró culpable en un tribunal de Búfalo (Nueva York) de haber introducido ilegalmente en EEUU productos de dopaje, informan hoy medios locales.

El doctor Anthony Galea, conocido por haber tratado a destacados deportistas como el golfista Tiger Woods o el jugador de los Yanquis de Nueva York Alex Rodríguez (conocido como A-Rod), así como a los peloteros Jose Reyes y Carlos Beltrán, admitió haber introducido sustancias ilegales para tratar a atletas profesionales en Estados Unidos.

Galea, que no ha revelado la lista de clientes involucrados, admitió su culpabilidad ante el juez de distrito Richard Arcara, según detalla el diario Buffalo News.

El doctor, que se enfrenta a cargos similares en Canadá, se declaró culpable de traficar con medicamentos a base de hormonas del crecimiento humano, usados para el dopaje de deportistas, y de vender Actovegin, un producto extraído de la sangre de terneras prohibido por la Agencia Mundial Antidopaje.

Parte de los deportistas vinculados al medico canadiense, que no tiene licencia para ejercer la profesión en territorio estadounidense, han negado haber recibido sustancias dopantes de parte de Galea, entre ellos Woods, Rodríguez, Reyes y Beltrán, según el Daily News.

El FBI inició una investigación despues de que Galea fuera detenido en octubre de 2009 por la policía canadiense, semanas despues de que una de sus empleadas fuera detenida en la frontera entre EEUU y Canadá con medicamentos prohibidos.