Unas polémicas declaraciones del ministro de Sanidad dos años después de la despenalización de la homosexualidad en la India han recordado los prejuicios que sufre el colectivo, que sin embargo cree salir fortalecido de la crisis.

En una conferencia sobre el sida celebrada este lunes en Nueva Delhi, el ministro Ghulam Nabi Azad tachó la homosexualidad de "antinatural" y de "enfermedad", aunque la presión mediática y social le obligó luego a retractarse.

"La enfermedad de los hombres que tienen sexo con otros hombres (MSM, siglas en inglés) es antinatural y no es buena para la India", había dicho Azad en su alocución, que contó con la asistencia de las principales autoridades del país, según la agencia IANS.

"Es fácil encontrar a las trabajadoras del sexo y concienciarlas sobre el sexo seguro, pero es un desafío encontrar a los MSM", agregó.

Sus palabras desataron enseguida una ola de reacciones públicas de indignación de la comunidad homosexual y de organizaciones defensoras de los derechos humanos.

"Es increíble, ¿cómo un ministro puede decir durante un discurso que la homosexualidad no es natural? La homosexualidad es normal y natural. Hablaremos entre nosotras y veremos lo que se puede hacer", señaló a Efe Maya Shankar, de la organización lésbica Sangini.

Visto el revuelo, el ministro trató posteriormente de retractarse y alegó que las publicaciones y canales de televisión indios "habían sacado de contexto" sus palabras.

Según los medios locales, Azad pidió disculpas y expuso que nunca había sido su intención herir los sentimientos de ningún colectivo.

La polémica llega justo dos años después de que el Tribunal Superior de Delhi despenalizara los actos homosexuales al fallar que su castigo violaba la Constitución india.

El artículo 377 del Código Penal criminaliza los actos sexuales "contra natura", una ambigüedad que había afectado hasta entonces a los homosexuales y que incluso ha llevado a los tribunales indios a castigar casos de felaciones entre personas de distinto sexo.

"No debe olvidarse que la discriminación es la antítesis de la igualdad y que es el reconocimiento de la igualdad lo que promueve la dignidad de cada individuo", reza la sentencia emitida entonces por el Supremo.

Se estima que en la India 2,47 millones de personas son portadoras del virus de VIH, lo que representa una prevalencia del virus en la población adulta del 0,48% y que se eleva al 7,4% entre los hombres homosexuales.

Gautam Bhan, miembro del colectivo gay Nigah, basado en la capital india, afirmó a Efe que se sentía feliz por la reacción general ante las declaraciones del ministro de Sanidad.

"En el fondo ha sido un hecho positivo que el ministro pronunciase estas declaraciones en contra de los homosexuales y ver que nadie en el Gobierno le ha defendido, incluso lo más seguro es que le obligasen a rectificar, como finalmente hizo".

Y añadió: "Estoy muy contento de ver todo el revuelo que estas declaraciones han causado en los medios de comunicación, algo que hace cinco años hubiese pasado casi inadvertido. Creo que la opinión respecto a los homosexuales en este país está cambiando".

Por Moncho Torres