El defensa brasileño Emerson dijo hoy que regresar a la cancha sintética del Estadio Guadalajara será beneficioso para enfrentarse a Uruguay en la semifinal del Mundial Sub'17 que se disputa en México.

"En el estadio de Querétaro el campo fue muy pesado y nos provocó un poco más de cansancio que el sintético, pero estamos en un periodo de adaptación y contentos por regresar a jugar a Guadalajara", apuntó Emerson.

Brasil jugó los tres partidos de la primera fase y los octavos de final en el estadio Guadalajara, que tiene césped sintético, y para los cuartos de final se trasladaron a Querétaro para el duelo ante Japón.

Emerson declaró que están enfocados en el partido que sostendrán contra Uruguay, al que calificó como un gran equipo que va siempre al frente.

"Nos estamos preparando para entrar en su juego que será complicado. Es una copa del mundo y todo puede pasar. Nosotros trataremos de hacer un buen juego".

El combinado carioca Sub-17 realizó la tarde de este martes una sesión de entrenamiento de regreso a esta ciudad, luego de disputar el partido de cuartos de final contra Japón, en el estadio Corregidora de Querétaro.