Los precios de las acciones bajaron el martes en la Bolsa de Valores de Nueva York luego de que una advertencia sobre la deuda de Portugal reavivó los temores por la crisis financiera de Europa.

Los principales índices oscilaron a lo largo del día, pero bajaron por la tarde después de que Moody's degradó al nivel de "basura" la calidad de la deuda portuguesa. La institución evaluadora del riesgo crediticio argumentó que tomó la medida por el temor de que Portugal sea incapaz de cumplir las metas de reducir su déficit debido a los "retos formidables" que tiene el país para reducir el gasto.

En consecuencia, Wall Street muestra en la primera semana de julio un comienzo mucho más flojo que en la última semana de junio, cuando logró sus ganancias más altas en dos años.

El índice Dow Jones cedió 12,90 unidades, o 0,1%, para cerrar en 12.569,87. El Dow había ganado hasta 19 enteros en la sesión matutina en respuesta a un aumento en los pedidos de bienes manufacturados en Estados Unidos que reportó el Departamento de Comercio.

El Standard & Poor's 500 disminuyó 1,79 puntos (0,1 para quedar en 1.337,88 y el tecnológico Nasdaq subió 9,74 unidades (0,3%) a 2.825,77.

El número de acciones con ganancias fue casi el mismo que el de los títulos con pérdidas en la Bolsa de Valores de Nueva York. El volumen de transacciones fue muy ligero, con 3.400 millones de títulos, por debajo del promedio de 4.200 millones en las últimas 200 jornadas. El mercado cerró el lunes por el feriado nacional de la independencia y numerosos operadores salieron de vacaciones.

El Dow aumentó 648 puntos la semana pasada — su mejor resultado semanal en dos años_, los cuales casi eliminaron seis semanas de pérdidas. Ahora aparece con una reducción de 1,8% respecto al 29 de abril, cuando alcanzó su máxima posición en tres años.

Los precios de los bonos en Estados Unidos subieron y por tanto su rendimiento descendió una vez que los inversionistas buscaron la seguridad relativa en el papel del Tesoro. El rédito del bono a 10 años del Tesoro se redujo de 3,19% a 3,12%.

Los inversores tienen la preocupación de que los problemas de la deuda en Europa disminuya el ritmo de la expansión en la economía mundial y provoque una crisis para los bancos europeos. "La crisis crediticia europea va a estar con nosotros por un tiempo", advirtió David Kelly, principal estratega de mercado en J.P. Morgan Funds. "Todavía hay un problema muy grande".

El oro ganó terreno, al igual que la moneda estadounidense frente al euro y otras divisas internacionales. El euro bajó de 1,4544 a 1,4410 dólares.

El petróleo también mejoró de precio. El crudo de referencia West Texas Intermediate ganó 1,95 dólares (2 y cerró en 96,89 dólares en la Bolsa Mercantil de Nueva York, en tanto el tipo Brent avanzó 2,22 dólares a 113,62 dólares en el mercado ICE Futures de Londres.

En otras bolsas de valores del mundo los resultados variaron. El índice británico FTSE aumentó 0,1%, el DAX de Alemania 100 bajó 0,1% y el francés CAC-40 disminuyó 0,6%.

El índice japonés Nikkei 225 tuvo un ligero aumento sin representación porcentual, y el surcoreano Kospi subió 0,8%.

___

El periodista de The Associated Press Pan Pylas en Londres contribuyó en la información.