El ministro de Antigüedades de Egipto, Zahi Hawass, ahora más famoso que nunca por el programa televisivo "Cazando Momias", dijo hoy en Lima que espera el día en que el busto de la reina Nefertiti, aún en Berlín, regrese a Egipto.

Esa y otras piezas deben regresar a "donde pertenecen legalmente", dijo Hawass durante la inauguración de la segunda conferencia sobre Cooperación Internacional para la Protección y Repatriación del Patrimonio Cultural que hoy inauguró junto al presidente peruano Alan García.

Hawass indicó que es importante extender el mensaje de la protección del patrimonio cultural como herencia de los pueblos.

En tal sentido, el también secretario general del Consejo Supremo de Antigüedades planteó la creación de un comité permanente para llevar adelante los diálogos que permitan la recuperación de los bienes culturales que están fuera de su país de origen.

El gobierno egipcio pidió oficialmente a Alemania, en enero pasado, que le devuelva el busto de la reina Nefertiti (1370-1330 a.C.) que está en el Neues Museum de Berlín, según una petición firmada por Hawass.

En ese comunicado, Hawass afirmó que el busto de Nefertiti es una de las seis piezas únicas cuya recuperación de los museos internacionales pide Egipto en forma oficial.

Tras la ceremonia de inauguración de la conferencia, el presidente peruano, Alan García, condecoró a Hawass con la Orden del Sol del Perú en el grado de gran cruz por su apoyo en la recuperación de las piezas del santuario arqueológico peruano de Machu Picchu que estaban en la universidad de Yale (Estados Unidos).

"Así como en Egipto se sueña y se lucha por recuperar los rostros de la tumba de Amenhotep o el busto de Nefertiti, aquí hemos luchado por recuperar algo que es del alma del país, lo extraído de Machu Picchu hace exactamente 100 años", dijo García.

El gobernante peruano recordó que Perú actuó "jurídica y penalmente, porque aquello que no se devuelve es un acto de sustracción" y, tras un proceso de diálogo, logró la comprensión de esa casa de estudios para recibir los cientos de artefactos y piezas cerámicas en tres grandes lotes en el año en que se celebra el centenario del descubrimiento de la ciudadela incaica.

García planteó a Hawass y a las autoridades de una veintena de países reunidos en la conferencia que se active una acción colectiva y permanente con el objeto de que las naciones receptoras de bienes extranjeros las devuelvan a sus lugares de origen.

El mandatario peruano, que concluye sus funciones el próximo 28 de julio, anunció que ha dispuesto el inicio de una acción penal contra el municipio de Gotemburgo (Suecia) por tener en su poder más de 100 tejidos de la cultura Paracas, sacados presuntamente en forma ilegal de su país.

"Ha llegado el momento de la acción colectiva, de la acción concreta y enérgica, (pues) la globalización no permite que nadie pueda arroparse detrás de fronteras, porque las leyes de la justicia ya llegaron", afirmó García.