El costarricense Joel Campbell está tratando de ignorar todo el revuelo que se ha armado a su alrededor y de aprovechar al máximo la oportunidad única que se le dio de participar a los 18 años en una Copa América inmediatamente después de haber estado en una Copa de Oro.

"Es una gran responsabilidad para mí, un sueño hecho realidad jugar a tan corta edad", comentó el atacante del Saprissa costarricense. "He estado en dos torneos con la selección mayor, ambos importantísimos. Es motivo de mucha alegría, pero igual hay que tomarlo seriedad".

El timonel Ricardo La Volpe le tiene mucha fe al arieta e ignoró a una comisión de la federación costarricense que recomendó que Campbell no viniese a Argentina para evitar la recarga de trabajo, pues estuvo en la Copa de Oro y se planeaba enviarlo al Mundial Sub20 en Colombia. No está claro si jugará también ese torneo o no.

"Si se tiene un jugador destacado, se usa", afirmó La Volpe. "No entiendo por qué no (hacerlo), por qué evitar su crecimiento".

Campbell, en tanto, sólo quiere aprovechar cada minuto de juego para mejorar.

"Me alegra tener la confianza del profe (La Volpe). Cuando él me necesite voy a estar a su disposición", dijo el jugador a la prensa al preguntársele si era duro participar en dos torneos en tan corto plazo con la selección mayor.

"No veo ningún conflicto. Estoy bien físicamente... me veo bien, sigo mejorando en los entrenamientos para ser un mejor jugador, así que aprovecho cada minuto para pulir mis defectos", señaló. "Entreno, el profe me corrige todos los días para seguir mejorando".

Campbelll salió de titular en el partido que Costa Rica perdió 1-0 ante Colombia y fue reemplazado en el complemento, en que La Volpe tuvo que hacer ajustes tácticos porque el equipo se había quedado con diez hombres sobre la media hora de juego.

"En la parte defensiva estuvimos muy bien contra Colombia, (el gol) fue un descuido", manifestó. "Ahora lo que nos toca es atacar a Bolivia", el próximo rival de los "ticos", con la que jugarán el jueves.

"Contra Bolivia siempre vamos a intentar salir jugando", indicó al recordar que "el trabajo contra Colombia era más que nada posicional".

"Uno sabe el gran potencial que tiene Colombia, tuvimos que aguantar más a la hora de buscar el gol, pero lo buscamos. Cuando perdimos un hombre eso nos impidió salir atacar".

Los objetivos siguen siendo los mismos, expresó el delantero, "pese a la situación que estamos", últimos en la tabla de posiciones.

"Vinimos a clasificar, no vinimos a pasear. Queremos ganar y eso lo vamos a buscar contra Bolivia", destacó.

El choque ante Bolivia se escenificará en el estadio 23 de Agosto de Jujuy.