La aerolínea chilena Lan suspendió hoy varios vuelos domésticos entre Santiago y el sur de Chile, así como operaciones con destino a Nueva Zelanda y Australia, a causa de las cenizas del complejo volcánico Puyehue-Cordón Caulle.

Según figura en su página web, la compañía canceló desde hoy y hasta el martes las operaciones que conectan la capital chilena con Auckland (Nueva Zelanda) y Sídney (Australia).

Sin embargo, "si las condiciones climáticas lo permiten", este domingo se operará un vuelo especial a Sídney vía Papeete (Tahití), anunció Lan.

Además, en Chile se suspendieron este domingo diez vuelos hacia y desde Santiago a Valdivia y Temuco, que se suman a la veintena de operaciones canceladas este sábado a esas y otras ciudades del sur del país, como Concepción o Coyhaique.

Lan informó también de que las actuales condiciones climáticas le permiten operar con normalidad su ruta entre Santiago y Buenos Aires.

Según el último informe del Servicio Nacional de Geología y Minería (Sernageomin), emitido el viernes, la actividad sísmica del Cordón Caulle, ubicado a 950 kilómetros al sur de Santiago, "continuó mostrando una tendencia decreciente".

Según especificó, la columna de humo y gases alcanza ahora tres kilómetros de altura, frente a los más de diez que llegó a medir tras la entrada en erupción del complejo volcánico, el pasado 4 de junio.

Desde entonces, la nube ha ocasionado numerosos problemas en el tráfico aéreo no solo en el Cono Sur, sino también en Australia y Nueva Zelanda.