El parador en corto dominicano Hanley Ramírez pegó grand slam, agregó jonrón solitario y remolcó cinco carreras, su mejor cifra de por vida para llevar a los Marlins de la Florida a un triunfop or 9-5 sobre los Vigilantes de Texas, para quienes el guardabosques Josh Hamilton pegó dos cuadrangulares.

Ramírez (7) inició su castigo en el primer episodio pegando de vuelta entera sobre el abridor Derek Holland, a quien le desapareció la pelota del campo por todo lo alto del jardín derecho, con tres corredores en casa.

Holland trataba de sacar el primer out, pero se encontró con el poder de Ramírez, que le vació la casa en el primer episodio.

El dominicano volvió a viajar a la caja de bateo para conectar otro vuelacercas sin corredores en circulación, en el séptimo episodio.

Si Ramírez ya había castigado a Holland, esta vez lo hizo contra el relevo Darren O Day, cuando el serpentinero buscaba el primer out en la entrada.

El triunfo fue para el relevo Steve Cishek (1-1) en dos episodios y dos tercios, permitió dos imparables, un jonrón, tres carreras, y regaló tres pasaportes.

La derrota fue para Holland (6-4) en dos tercios de entrada, permitió cuatro imparables, un jonrón, cinco carreras, dio dos bases y retiró a uno por ponche.

Mientras que por los Vigilantes, Hamilton (10) pegó dos batazos de cuatro esquinas en el tercer episodio, solitario, y en la quinta entrada repitió la dosis con un corredor en base.