El vuelo de la selección uruguaya hacia Mendoza, la ciudad argentina donde tendrá su sede en la Copa América, fue retrasado el viernes debido a la presencia de cenizas volcánicas procedentes de Chile.

La aerolínea uruguaya Pluna anunció que el vuelo, originalmente pautado para despegar desde Montevideo a las 2035 GMT, saldría a las 2200 GMT de no surgir nuevos inconvenientes.

Uruguay debuta por el Grupo C del torneo el lunes contra Perú en San Juan, ciudad andina cercana a Mendoza y a la frontera con Chile.

Varios vuelos regionales fueron suspendidos el viernes por las cenizas volcánicas, confirmó a la AP Laura Vanoli, directora de meteorología aeronáutica del aeropuerto internacional de Carrasco, en Montevideo.

Las operaciones aéreas del Cono Sur se han visto afectadas desde comienzos de junio cuando entró en actividad el volcán Cordón Caulle en el sur de Chile.

La ceniza volcánica contamina los componentes electrónicos de las aeronaves y puede llegar a parar los motores en vuelo.