Un consorcio conformado por firmas de Chile y Colombia construirá las primeras obras civiles de la central hidroeléctrica Ituango, considerada desde ya la más importante del país andino, anunciaron hoy los operadores del proyecto en Medellín.

El Grupo Empresas Públicas de Medellín (EPM, de propiedad municipal) informó que las obras iniciales les fueron adjudicadas a Ferrovial Agroman Chile S.A. y Sainc Ingenieros Constructores S.A., de Colombia.

Este consorcio hará los túneles de desviación del río que alimentará la nueva central, el Cauca, y de acceso a la casa de máquinas, a un coste de 142.000 millones de pesos (unos 79,47 millones de dólares).

Las firmas adjudicatarias tendrán un plazo de cerca de veinte meses para construir ambos túneles, precisó en un comunicado el Grupo EPM, propietario del proyecto en conjunto con el departamento de Antioquia (noroeste), del que Medellín es capital.

El contrato para estas obras fue adjudicado junto a otro para el campamento en el que se alojará el personal que ejecutará el proyecto y que será construido por Arquitectos e Ingenieros Asociados S.A. (A.I.A., de Colombia), por valor de 94.000 millones de pesos (unos 52,61 millones de dólares).

La fuente destacó que la formalización de estos contratos supone el comienzo del proceso de construcción del proyecto Hituango, cuyas obras generarán unos 25.000 empleos directos e indirectos.

La central hidroeléctrica, que se levantará en terrenos de la localidad del mismo nombre, producirá 2.400 megavatios de electricidad, que irán al sistema interconectado nacional.