El exjugador de baloncesto José 'Piculín' Ortiz, una de las glorias del deporte puertorriqueño, fue detenido por posesión de drogas en su residencia en Cayey, informaron hoy las autoridades federales.

La fiscal federal en San Juan, Rosa Emilia Rodríguez, explicó en rueda de prensa que agentes de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE) y la Policía de Puerto Rico le encontraron a Ortiz 218 plantas de marihuana con intención de distribuirlas.

"Es obvio de que es para vender marihuana y no para uso personal. Se notaba la experiencia que tenía para cultivar. Las acusaciones podrían ser peores", expresó Rodríguez.

Rodríguez dijo además que al exmiembro de la selección de Puerto Rico por alrededor de 25 años, le encontraron también 40 balas calibre 5,56 compatibles con las que utilizan las potentes armas de AR-15.

Sostuvo que la investigación para la detención de Ortiz se realizó por alrededor de un mes.

Dijo que cuando los agentes diligenciaron una orden de allanamiento en la casa de Ortiz, a quien observaron caminando en los altos de la residencia, aprovecharon para entrar por el área inferior de la misma, donde encontraron la droga.

La fiscal indicó que la detención de Ortiz se logró a las 6:05 de la tarde del miércoles y que al momento del arresto, Ortiz "no estuvo agresivo y que cooperó con los agentes que lo detuvieron".

La residencia en la que se encontraba Ortiz era alquilada y el costo de la droga podría ascender a 150.000 dólares.

Rodríguez señaló que aunque encontraron las 40 municiones, no habían armas.

Ortiz, de 47 años, podría recibir una condena de entre cinco y 20 años de prisión si se le encuentra culpable.

El exdeportista fue llevado hoy al Tribunal Federal de San Juan y escoltado por agentes vistiendo una camiseta verde, 'jeans' y su cabello recogido, tal y como siempre lucía mientras jugaba, donde un juez le radicaría cargos.

Ortiz comenzó su carrera de baloncestista internacional con 19 años en los Juegos Panamericanos de 1983 en Caracas.

En 1985, el pívot boricua comenzó a jugar baloncesto colegial en la Universidad del Estado de Oregón, en Estados Unidos, y dos años más tarde lo fichó el CAI Zaragoza para jugar en la liga española.

Mientras participaba en el torneo español, Ortiz fue seleccionado en 1987 en el sorteo de novatos de la NBA por los Jazz de Utah, convirtiéndose en el segundo puertorriqueño en participar en la liga profesional estadounidense.

En 1988, Piculín participó en las Olimpiadas de Seúl, las primeras de las cuatro que jugó, y en los que la selección puertorriqueña quedó en séptimo lugar.

Tras otro breve periodo en la NBA, fichó por el Real Madrid. Al año siguiente pasó al Barcelona, donde jugó hasta 1994.

En España conquistó la Copa del Rey de 1991, fue subcampeón de Europa en ese mismo año con el F.C. Barcelona.

Posteriormente, en Grecia, pasó por el Larissa, el Iraklio Creta y fue campeón de la Copa Korac con el Aris de Salónica en 1997.

Ortiz logró también medallas de oro en los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Ponce en 1993 y en el Centrobasquet de 1996.

En los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996, Ortiz estuvo entre los primeros diez jugadores en anotaciones y rebotes.

En 1997, jugó en la liga de Venezuela, donde ganó el título del torneo junto con el entrenador también puertorriqueño Julio Toro con el equipo Guaiqueríes de Margarita.

Después de jugar otra temporada en Grecia, en 1998 regresó a la liga local de Puerto Rico, donde ayudó a los Cangrejeros de Santurce a ganar su primer campeonato de los cinco consecutivos que obtuvieron hasta 2003.

El último torneo internacional en el que Piculín participó fue en las Olimpiadas de 2004, donde Puerto Rico sorprendió al mundo al derrotar al equipo de Estados Unidos, nutrido de jugadores de la NBA, y acabó quedando en sexta posición.

En junio de 2007, Ortiz anunció su candidatura para un escaño en el Senado, que no ganó, en las elecciones de 2008 por el Partido Popular Democrático (PPD).