La cadena de televisión estadounidense MSNBC anunció hoy la suspensión "indefinida" de un analista político que llamó "imbécil" al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, durante un programa en directo.

"Los comentarios de Mark Halperin de esta mañana son totalmente inapropiados e inaceptables. Mark será suspendido indefinidamente de su puesto como analista", afirmó MSNBC en un comunicado de prensa.

La cadena de televisión pidió disculpas al presidente Obama, a la Casa Blanca y a los televidentes, y dijo que comentarios así "no tienen cabida en el aire" porque MSNBC se esfuerza por lograr un "buen nivel" en sus debates.

El analista participaba en la tertulia de la mañana "Morning Joe" cuando el presentador, Joe Scarborough, le preguntó su opinión sobre la imagen del presidente durante la rueda de prensa que ofreció el miércoles en la Casa Blanca.

"Creo que pareció un imbécil", respondió Halperin ante la cara de sorpresa del presentador, que se apresuró a pedir, aunque sin éxito, si se podía "borrar" el comentario para que no se oyera en directo utilizando los siete segundos de retraso para evitar momentos inapropiados.

El analista político lamentó poco después sus comentarios, que calificó de "totalmente inapropiados", y ofreció una "profunda" disculpa al presidente, a sus compañeros de MSNBC, y a los espectadores.

El canal de televisión es considerado por un número creciente de estadounidenses como el contrapeso demócrata a la conservadora cadena Fox News.

La destitución de Mark Halperin se suma a otros casos ocurridos en los últimos meses en diferentes medios de comunicación estadounidense.

La misma cadena suspendió en noviembre a dos de sus periodistas, a Joe Scarborough de forma temporal y a Keith Olbermann de forma indefinida, por haber donado dinero a políticos sin permiso de la compañía.

Un mes antes, la cadena CNN despidió de forma fulminante al presentador cubanoamericano Rick Sánchez por una crítica al humorista Jon Stewart que fue interpretada como antisemita.

De forma muy similar, la cadena pública de radio NPR despidió a mediados de octubre a su presentador Juan Williams por unas declaraciones presuntamente despectivas hacia los musulmanes.