Derek Jeter se reincorporará el lunes con los Yanquis de Nueva York tras sufrir una lesión en la pantorrilla.

El torpedero informó el jueves que jugará un par de juegos en las menores el sábado y domingo en la sucursal de Doble A en Trenton, Nueva Jersey, y estará con el equipo para una serie en Cleveland.

"Me siento bien ahora", dijo Jeter tras un entrenamiento en la sede de pretemporada de los Yanquis en Tampa. "Me siento mucho mejor. Estoy listo para volver a jugar".

Al capitán de los Yanquis le faltan seis hits para llegar a los 3.000 en su carrera. Al volver la próxima semana, Jeter podría alcanzar el hito en el Yankee Stadium durante una serie de cuatro partidos contra Tampa Bay entre el 7 y 10 de julio. Después toca la pausa por el Juego de Estrellas y Nueva York emprenderá la segunda mitad con una gira de ocho partidos como visitante.

Jeter debió haber salido de la lista de incapacitados de 15 días el miércoles, pero no estaba del todo recuperado.

Se lesionó la pantorrilla derecha el 13 de junio contra los Indios. Intenta convertirse en el 28vo pelotero y primero de los Yanquis que alcanza los 3.000 hits.

"No hecho nada durante las últimas semanas, así que toma algo de tiempo para soltarse y recuperar el nivel", dijo Jeter, quien el domingo cumplió 37 años.

Jeter batea para .260 con dos jonrones y 20 remolcadas. Cuenta con 12 extrabases en 262 turnos y promedio de embasado de .324.

En tanto, el relevista dominicano Rafael Soriano, inactivo por una inflamación en el codo derecho, ha comenzado a realizar sesiones de práctica en la que pudo hacer lanzamientos desde larga distancia.