México encara la Copa América con un equipo sub22 que sufrió la baja de ocho jugadores por un caso de indisciplina, pero reforzado por la presencia de Giovani Dos Santos.

Una directriz de la CONCACAF le prohibió a los mexicanos llevar a su selección principal, que la semana pasada ganó el título de la Copa de Oro. Giovani tuvo un papel protagónico en ese torneo de la CONCACAF y será el caudillo del "Tri" en Argentina, donde México encara el Grupo C contra Uruguay, Chile y Perú.

Giovani no contará con la presencia de su hermano Jonathan, uno de los ocho futbolistas mexicanos suspendidos el martes por actos de indisciplina tras un amistoso en Ecuador.

Otro ausente será Marco Fabián, un habilidoso delantero que apuntaba a ser una de las figuras del plantel, al igual que Javier Cortés, joya del campeón mexicano Pumas.

Aún así, el técnico Luis Fernando Tena, asistente del entrenador de la selección mayor José Manuel de la Torre, asegura que México apunta alto en el torneo.

"Yo sigo pensando que vamos a hacer una gran Copa América y si antes ya podíamos ser considerado sorpresa, pues ahora más", expresó Tena. "Tenemos que comenzar otra vez, hay ocho jugadores con los que tenemos que empezar a transmitirles algunas cosas".

México también sufrió la baja de su experimentado zaguero Jonny Magallón, uno de los refuerzos mayores de 22 años que contaba con experiencia en el Mundial de Sudáfrica. El defensa de Chivas se lastimó en la concentración previa al torneo.

Su compañero en Chivas, Luis Michel, estará en el arco mexicano, una garantía de seguridad para la joven defensa del "Tri".

La delantera estará apuntalada por Giovani, que tuvo una destaca actuación en la Copa de Oro, donde marcó un gol extraordinario en el triunfo 4-2 en la final contra Estados Unidos.

Javier "Chicharito" Hernández, la figura del momento del fútbol mexicano, no viajará a Argentina y sólo disputó la Copa de Oro, donde fue el goleador y fue elegido como el mejor jugador.

"La desventaja que tenemos obviamente al ser más jóvenes es la experiencia, pero tenemos calidad, ímpetu, determinación y vamos a ir bien arropados con cinco refuerzos", declaró Tena. "Estamos pensado en ganar, hacer una buena justa y jugar bien al fútbol".

México, subcampeón de la Copa América en 1993 y 2001, debutará el 4 de julio ante Chile en San Juan, cuatro días después enfrenta a Perú en Mendoza y cierra ante Uruguay el 12 de julio en La Plata.

México siempre ha superado la primera etapa del torneo desde que participa como invitado de la Conmebol desde 1993, aunque ahora enfrenta un camino cuesta arriba con un plantel que genera muchas dudas.