Para muchos es un falso ídolo, un santo ficticio, incluso el mismo demonio. En años recientes, la Santa Muerte se ha convertido en una figura a la que los narcotraficantes y otros delincuentes mexicanos le rezan.

Funcionarios de policía dijeron que se ha convertido en un distintivo de narcotraficantes y otras personas dedicadas a actividades ilícitas. Los altares en honor a la esquelética Santa Muerte son cada vez más comunes en ambos lados del Río Bravo, dijo un comisario federal de Estados Unidos.

"Basado en mi experiencia, parece que es el ícono más popular utilizado por los narcotraficantes y criminales no sólo en México y no sólo en la franja fronteriza del suroeste de Estados Unidos sino en todo Estados Unidos", le dijo el comisario federal Robert R. Almonte de El Paso, Texas, al periódico Laredo Morning Times para un artículo de su edición dominical.

Entre los lugares donde "La Flaquita" se ha vuelto muy visible es en Laredo, Texas, que hace frontera con la ciudad mexicana Nuevo Laredo, del estado mexicano de Tamaulipas.

En los últimos tres años, en las viviendas de presuntos narcotraficantes arrestados han sido hallados altares en honor a la Santa Muerte que complementan con ofrendas como comida, licor o fotografías de miembros de la familia, dijo Joe Baeza, portavoz de la policía de Laredo. En una ocasión, los agentes encontraron estatuas dentro de una casa para perros en una sala de estar, dijo.

"De hecho, es tan común ahora que existen tiendas de abarrotes en los pueblos donde venden velas con la imagen de la Santísima Muerte", le dijo Baeza al diario.

Dichas imágenes se han convertido en algo tan común que las velas se venden en los supermercados de Laredo, dijo Baeza. Las velas muestra la figura oscura con toga parada detrás de un policía. En la parte superior se puede leer la frase: "Ley, manténte alejada".

"Para los seguidores, existe la convicción de que ella los protegerá del largo brazo de la ley y les permitirá realizar sus actividades ilícitas", le dijo Baeza al diario.

El origen del mito de la Santa Muerte es incierto y Almonte asegura haberlo investigado a fondo.

"Algunas personas creen que ella (la Santa Muerte) empezó en barrios pobres y prisiones en México hace 30 ó 40 años. Otros creen, y yo coincido con ellos, que la Santa Muerte puede ser rastreada hasta las creencias prehispánicas del dios azteca de la muerte".

___

Información de: Laredo Morning Times http://www.lmtonline.com