La ministra de Defensa española, Carme Chacón, llegó hoy a Herat (Afganistán) para recabar información sobre el atentado contra las tropas españolas ocurrido ayer, coordinar la repatriación de los dos militares fallecidos y visitar a los otros tres que resultaron heridos.

Chacón, que salió anoche en un Airbus 310 de la Fuerza Aérea española, llegó a Herat sobre las 06,30 hora local, las 01,30 GMT, acompañada por el jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), general José Julio Rodríguez.

Tiene previsto visitar a los heridos y rendir homenaje a los dos fallecidos en los actos de despedida que se celebrarán en la base de Herat antes de la repatriación de los cadáveres.

Durante su estancia en la base española, que durará unas dos horas, la ministra recabará información sobre el atentado y la situación actual de la misión española por parte del jefe del contingente español, coronel Juan Sevilla.

Dos militares fallecieron y otros tres resultaron heridos al explosionar el domingo un artefacto al paso del vehículo blindado en el que viajaban en localidad de Qala-i-Naw, donde tienen su base las tropas españolas.

Los fallecidos son el sargento Manuel Argudin Perrino y la soldado Niyireth Pineda Marín, ésta última originaria de Colombia.

Los soldados heridos son: Rubén Velázquez Herrera, que sufre diversas contusiones; Jhony Alirio Herrera Trejos, que tiene fracturas en piernas y otra probable en un brazo; y Roi Villa Souto, con fracturas en piernas.

El atentado del domingo es el segundo que se produce en ocho días contra el contingente español destacado en Afganistán y ha ocurrido poco después de que el Gobierno español anunciara que España retirará todas las tropas, un total de 1.500 soldados, que tiene en ese país en 2014.