El primer ministro de Japón podría renunciar antes de agosto, dijo el domingo un importante legislador del partido en el poder.

Katsuya Okada, el segundo miembro más prominente del Partido Democrático, dijo a los reporteros que si el primer ministro Naoto Kan logra cumplir con tres objetivos políticos podría dejar el cargo a finales de agosto — en el último día de la sesión parlamentaria.

Kan, que ha recibido críticas por su respuesta ante desastre del terremoto y maremoto del 11 de marzo y ante la crisis nuclear en la planta de energía de Fukushima Dai-ichi, indicó el 2 de junio que estaba dispuesto a renunciar, pero no especificó cuándo.

Okada dijo que los tres objetivos de Kan son el decreto de un presupuesto extra para la reconstrucción luego del sismo, la aprobación de un proyecto de ley para emitir bonos que cubran el déficit y la votación sobre el proyecto sobre energía renovable.