Dos explosiones cimbraron el lunes por la mañana una zona próxima a un complejo de Moamar Gadafi en Trípoli, la capital de Libia.

Los periodistas extranjeros que se alojan en un hotel sintieron los estallidos en Trípoli.

A la distancia era visible una columna de humo que se elevaba de la zona próxima al complejo Bab al-Aziziya de Gadafi, donde se efectúan a diario manifestaciones a favor del gobierno. Se descarta que Gadafi se encontrara en el recinto.

Jets de la OTAN surcaron el cielo minutos después de las explosiones en tanto que vehículos de emergencia sonaban sus sirenas en las calles.

Se desconocía de inmediato qué edificio fue atacado o si hubo bajas civiles.