El parador en corto Adam Rosales se voló la barda para dirigir el ataque para los Atléticos de Oakland, que vencieron 4-1 a los Filis de Filadelfia.

Rosales (2) pegó batazo de cuatro esquinas en el tercer episodio, sin gente en los sendero, para dirigir el ataque de los Atléticos.

Mientras que en la lomita la victoria correspondió al abridor Trevor Cahill (8-5) en siete episodios y dos tercios, permitió tres imparables, una carrera, dio tres bases y retiró a seis por la vía del ponche.

Para Cahill fue su segundo triunfo consecutivo después de haber perdido cinco consecutivos, y evitó que el abridor Cole Hamels se acreditara su décima victoria.

La derrota fue para Hamels (9-4) en ocho entradas, permitió ocho imparables, un jonrón, dos carreras, dio dos pasaportes y retiró a cinco por la vía del ponche.

Hamels perdió por segunda ocasión consecutiva, pero amplió a seis salidas consecutivas sin permitir más de dos carreras limpias.