Una corte militar de Estados Unidos ratificó el viernes la sentencia del primer prisionero de la bahía de Guantánamo en ser enjuiciado por crímenes de guerra en la base militar estadounidense en Cuba.

El Tribunal de Revisión de la Comisión Militar se negó a anular la sentencia impuesta en agosto de 2008 contra Salim Hamdan. La corte rechazó el argumento de que la acusación por proveer material de apoyo al terrorismo no era un crimen de guerra que pueda ser procesado por un tribunal militar.

Hamdan fue acusado de este cargo porque era chofer de Osama bin Laden.

El Pentágono dio a conocer el fallo el viernes.

Hamdan fue sentenciado a cinco años y medio de prisión pero fue liberado y extraditado a su natal Yemen.

El ejército se prepara para reanudar los juicios en Guantánamo.