Varios centenares de manifestantes partieron el sábado de diversas ciudades de España con el objetivo de converger en un mes en Madrid para expresar su indignación por el alto desempleo y las sombrías perspectivas económicas.

Los manifestantes salieron de Barcelona y Bilbao, en el norte; Valencia, en el este; y Cádiz, en el suroeste. Los manifestantes de otras ciudades tienen planes de partir en los próximos días y reunirse en la Puerta del Sol de Madrid.

Los "indignados" en Barcelona dijeron esperar atraer simpatizantes a lo largo de los 620 kilómetros (385 millas) a pie hasta la capital.

La marcha que partió de la plaza Cataluña en Barcelona contaba en su primer día con unas 80 personas, informó la agencia noticiosa Europa Press. Los organizadores dijeron que esperan recorrer una media de 21 kilómetros por día.

"Hoy pega bastante fuerte el sol", dijo uno de los manifestantes, citado por Europa Press sólo como "Toni".

Casi dos años de recesión han dejado a España con una tasa de desempleo de 21,3% — la más elevada de las 17 naciones de la eurozona — y una enorme deuda soberana. La tasa de desocupación aumentó a más del doble frente a la de 2007, y para las personas de 16 a 29 años alcanza el 35%.