Las acciones cayeron el viernes, dando al mercado otra semana perdedora, luego que las ganancias pobres de dos compañías tecnológicas importantes sugirieron que las empresas invirtieron menos en tecnología al disminuir el ritmo de recuperación económica.

Los temores de una propagación de la crisis de deuda europea también pesaron en los mercados. Las acciones de bancos italianos se desplomaron y se detuvo el comercio de algunas de ellas después de que la calificadora Moody's advirtió que podría reducir sus graduaciones de crédito.

El promedio industrial Dow Jones cayó 115,42 puntos, o 1%, a 11.934,58. El índice Standard & Poor's 500 perdió 15,05 unidades, o 1,2%, a 1.268,45. El indicador compuesto Nasdaq retrocedió 33,86 puntos, o 1,3%, a 2.652,89.

La caída borró las ganancias de toda la semana del Dow y del índice S&P. El mercado amplio ha descendido en siete de las últimas ocho semanas, debido mayormente a preocupaciones de que está disminuyendo el ritmo de crecimiento de la economía de Estados Unidos y a que los problemas de deuda en Europa pueden llevar a otra crisis financiera. El S&P 500 ha perdido 7% desde que llegó a su nivel más alto del año, el 29 de abril.