Una operación policial en el morro Engenho da Rainha, una de las favelas de la zona norte de Río de Janeiro, dejó hoy ocho personas muertas, según informó la Policía Militar de ese estado brasileño.

El operativo del Batallón de Operaciones Especiales (Bope) comenzó la noche del miércoles y se prolongó hasta la madrugada de este jueves debido a los intensos tiroteos entre agentes policiales y supuestos narcotraficantes, según detalló la Policía Militar de Río de Janeiro en su red de Twitter.

En la primera acción del operativo, en la que 3 sospechosos murieron, fueron decomisados 2 fusiles y 14 cargadores con 230 balas.

En una segunda incursión de los 30 agentes que participaron de la operación en otro punto del morro, otros 5 supuestos narcotraficantes murieron y la Policía se incautó 2 granadas de uso exclusivo del Ejército y 3 pistolas.

Una cantidad no detallada de drogas también fue decomisada en las dos acciones.

El lunes, cuatro supuestos narcotraficantes murieron en un enfrentamiento con policías durante una operación similar contra la banda criminal que controla el tráfico de drogas en la favela Gogó da Ema, en las afueras de Río de Janeiro.

Un día antes, el domingo, cerca de 800 policías, con el apoyo de blindados y helicópteros de las Fuerzas Armadas, ocuparon la favela de Mangueira, una de las más populosas y conocidas de Río de Janeiro, para expulsar a los narcotraficantes que dominan esa barriada durante décadas.

Río de Janeiro, que llegó a ser una de las ciudades más violentas de Brasil por los continuos enfrentamientos entre bandas rivales de narcotraficantes, es la urbe del país en la que más se han reducido los índices de criminalidad en los últimos meses.

La Gobernación de Río de Janeiro se propone "pacificar" todas las favelas de Río de Janeiro antes de los Juegos Olímpicos que la ciudad organizará en 2016.