El príncipe Guillermo y su esposa Catalina entregarán a obras de beneficencia más de 1 millón de libras (1,6 millones de dólares) en donaciones que hicieron los invitados a su boda.

La cifra incluye dinero de la venta del CD oficial de la boda y fotos.

El dinero depositado en el Fondo de Beneficencia de la Boda Real irá a 26 obras, algunas con sede en Australia, Canadá y Nueva Zelanda.

La pareja real había solicitado que los invitados a su boda y el público en general no les compraran regalos sino que hicieran aportes al fondo caritativo.